En tiempos en los que la tecnología está inmersa en cualquier tipo de trabajo, resulta primordial integrarla con el espacio para permitir que el proceso creativo fluya con naturalidad en las organizaciones.

La tecnología está trayendo grandes disruptores en todos los sectores de la economía global. Las personas están cambiando cómo trabajan con el fin de aplicar el pensamiento y proceso creativo para resolver problemas complejos, lo que, consecuentemente, conduce a la innovación y al crecimiento.

72% de los trabajadores creen que su éxito en el futuro depende de habilidad de ser creativos

Sólo 25% siente que cuenta con espacios de trabajo en equipo donde pueden ser creativos

La gente considera que el segundo factor más importante para mejorar la creatividad es tener un lugar para trabajar sin interrupciones

Las personas necesitan trabajar solas, en pares y en grupos de diferentes tamaños, y necesitan dispositivos que sean tanto móviles como integrados en el espacio físico

La neurociencia y los expertos en comportamiento indican que el proceso creativo requiere

Un entorno rico en ideas.

Tecnologías y herramientas para la creación colaborativa.

Apoyo para los ritmos de pensamiento divergentes y convergentes, así como para el trabajo colectivo e individual.

Steelcase plantea tres principios de diseño para los entornos laborales creativos

Crear conexión emocional

La inspiración en el ambiente y los elementos de diseño despiertan la reflexión y propician la cultura de trabajo en equipo, a la vez que proveen confort físico y emocional a través de la postura, proximidad y otros componentes que reafirman la importancia de los individuos.

Promover la confianza creativa

Todos los empleados deben estar empoderados para enfrentar problemas complejos sin importar su jerarquía o geografía. El acceso equitativo a herramientas y tecnología alienta la participación.

Construir un ecosistema fluido

Una variedad de espacios que apoyan a los individuos y los equipos mientras llevan a cabo sus procesos creativos, permitiendo momentos de exploración individual, descanso cognitivo, conexión social, creación colaborativa y evaluación.

“La creatividad no es un proceso lineal ni predictivo, tiene un ritmo de diferentes actividades y requiere tanto de pensamiento divergente como convergente, con personas reuniéndose en pequeños o grandes grupos, así como sitios para concentrarse en el trabajo en solitario”.

James Ludwig, encargado global de Diseño e Ingeniería de Producto de Steelcase

Descubre la colaboración para crear.
Escucha a los expertos hablar sobre los lugares de trabajo moderno.